La redoncha

Inicio|Sentires|Juegos|La redoncha

En Camprovín, estaba la figura del herrero que se llamaba Federico, regentaba la fragua, de la cual era el encargado de arreglar los aperos y otros muchos objetos que caían en sus manos.

Los hombres del pueblo aprovechaban el momento de ir a llevar sus arreglos para, sobretodo en invierno, tomarse un descanso al calor del fuego y formar una tertulia entre ellos.

Más tarde fue Amador el que tomó el relevo, y creaba entre otras cosas, "un juguete" famoso entre los niños llamado La Redoncha.

La redoncha era un aro metálico que se hacía rodar con un gancho alargado también metálico y un mango de madera.

Los niños hacían carreras por las calles del pueblo mostrando su agilidad y destreza en su manejo. Cuando realizaban las carreras, las niñas andaban con cuidado para no ser arrolladas por la velocidad de los chicos en las calles.

Los materiales que se necesitaban era solo la redoncha.

"Los mayores recuerdan el sonido del metal recorriendo el suelo de las calles del pueblo".

Your Content Goes Here

Your Content Goes Here

SIGUE EXPLORANDO